Poemas y Relatos. Portal de Literatura.



Alfred Nobel

 

Bienvenido Mister Marshall (Bienvenido Mister Marshall)

Comedia
75 min.
AÑO:
1953
PAÍS:
España
DIRECTOR:
Luis García Berlanga.

INTERPRETES:

Manolo Morán,
Lolita Sevilla,
José Isbert,
Alberto Romea,
Elvira Quintillá.

 

ARGUMENTO:


El alcalde de Villar del Río, un hombre bonachón y un poco duro de oído, al recibir la noticia del paso por la localidad de las autoridades
americanas que facilitan ayuda económica al país, decide, junto con el representante de una famosa cantante folclórica que se encuentra por esas fechas en el pueblo, disfrazar a toda la población al más puro estilo andaluz, para sorprender a sus visitantes y de esta forma recibir mayor cantidad de dinero.

. El pequeño pueblo está pendiente de la actuación de la gran estrella andaluza, Carmen Vargas y su alcalde, algo sordo,
pícaro y buena persona, busca dar vida al lugar de la manera que sea. La idea de llamar la atención de los americanos a su paso por España revoluciona por completo el lugar y todos sus habitantes se ponen manos a la obra mientras cada uno piensa por su cuenta que es lo que le van a pedir a tan anhelados benefactores. La primera película en solitario del realizador valenciano Luis G. Berlanga después de su colaboración anterior en la dirección junto a Juan Antonio Bardem en "Esa pareja feliz". Es esta ocasión, Bardem acompaña a Berlanga y a Miguel Mihura en la escritura del espléndido guión. La decisión de la productora de que la película fuese firmada por Berlanga en solitario provocó que ambos
cineastas separasen sus caminos, logrando alcanzar así estilos originales y claramente diferenciados con el tiempo.

El Festival de Cannes apreció en su momento el espléndido resultado alcanzado por el equipo y la galardonó con uno de sus premios y si no logró la Palma de Oro fue porque uno de los miembros del jurado, el actor estadounidense Edward G. Robinson, se molestó mucho con la escena de la banderita de EE.UU.
arrastrada por la corriente hacia una alcantarilla.

A través de la vida de un pequeño pueblo español se plasma una ácida crítica de la sociedad española, de sus esperanzas y decepciones, así como del aislamiento internacional al que se veía somtido España debido a la dictadura franquista. Berlanga va incluso más allá y cuestiona las promesas americanas respecto a la destruida Europa, que debían concretarse en el conocido Plan Marshall, ayuda que por España pasó de largo debido a sus condiciones políticas.

Esta película, quizás la más importante y conocida de toda la historia del cine español, marca el estilo propio del cineasta en el futuro, con historias corales que se regodean en el esperpento como herramienta de crítica social que hace reflexionar al espectador al tiempo que le divierte sobradamente